El gran problema al que se enfrenta el planeta es el problema del agua

[vc_row][vc_column width=»1/1″][vc_column_text]¿Qué tienen en común Waterworld, Murcia y el Yemen. Esta frase, que puede parecer el inicio de un chiste, une tres ejemplos dramáticos de un problema que es muy real: la falta de agua.

El primero es un mundo distópico y fantástico, con violentos conflictos, algo parecido a lo que ocurre en la República de Yemen. Y ambos se relacionan con Murcia (o el sureste de la península ibérica) con una creciente falta de agua potable.

El líquido elemento es, probablemente, la sustancia más importante para la vida (más que el oxígeno o cualquier nutriente). Por ello, su disponibilidad es la razón de algunas de las guerras más encarnizadas de la historia. Ecología, política, salud… ninguno de estos aspectos queda exento de la influencia del agua. Y los problemas que causa su falta son profundos y complejos.

El recurso más preciado

Para una gran parte de los denominados como «países desarrollados», abrir el grifo y tomar un poco de agua es una acción tan sencilla que apenas se valora. Sin embargo, aproximadamente una quinta parte de toda la población mundial sufre por la escasez de agua. Así lo indican los informes recolectados durante esta última década por la Organización de las Naciones Unidas (ONU).[/vc_column_text][brando_alert_massage brando_alert_massage_premade_style=»alert-massage-style-1″ alert_massage_preview_image=»alert-massage-style-1″ brando_alert_massage_type=»success» brando_message_icon=»fa fa-coffee» brando_highlight_title=»Sigue leyéndolo» brando_subtitle=»en»][vc_column_text]

Xataka

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column width=»1/1″][/vc_column][/vc_row]

Cinco años y cinco preguntas sobre el bosón de Higgs

[vc_row][vc_column width=»1/1″][vc_column_text]Tal día como hoy, hace cinco años, el LHC anunciaba con gran orgullo uno de los descubrimientos más importantes de la historia de las ciencia: la confirmación de la existencia del bosón de Higgs. Esta partícula no era desconocida para los teóricos de la física, que ya preveían su existencia para que el modelo estándar de física de partículas funcionara correctamente. Y, por suerte, lo encontraron. Porque el bosón de Higgs es la pieza fundamental en el que es el método más sencillo en el modelo estándar de física de partículas para explicar la razón de la existencia de la masa. ¿Qué ha ocurrido desde el anuncio de su descubrimiento? ¿Y qué esperamos encontrar de aquí en adelante? Para poder entenderlo mejor, Hipertextual se ha puesto en contacto con Mario Herrero Valea, investigador postdoctoral en el Laboratorio de Física de Partículas y Cosmología de la Escuela Politécnica Federal de Lausana, en Suiza. Esto es lo que nos ha contado.

¿Qué es un bosón?

«Si uno va más allá de las diminutas partículas atómicas nos encontramos con los ladrillos fundamentales del universo: los bosones y fermiones», nos explica el físico. Para que nos entendamos, los fermiones serían estos ladrillos ya que son los únicos capaces de formar estados ligados mientras que los bosones son las partículas mediadioras, o mensajeras. «La única diferencia fundamental entre fermiones y bosones es su espín». El espín es una propiedad física de las partículas elementales y tienen un valor fijo. Para los fermiones, este valor es semientero (1/2, 3/2…). Para los bosones, el espín tiene un valor entero. Estos valores son resultados de sus propiedades y son muy difíciles de entender en nuestro mundo macroscópico, el que se ve a simple vista. A partir de los bosones y fermiones se construye todo, desde las fuerzas fundamentales del universo hasta los átomos (y partículas) que existen.[/vc_column_text][brando_alert_massage brando_alert_massage_premade_style=»alert-massage-style-1″ alert_massage_preview_image=»alert-massage-style-1″ brando_alert_massage_type=»success» brando_message_icon=»fa fa-coffee» brando_highlight_title=»Sigue leyéndolo» brando_subtitle=»en»][vc_column_text]

Hipertextual

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Las Islas Canarias no tienen nada que temer de las ondas electromagnéticas

[vc_row][vc_column][vc_column_text]El miedo a las ondas electromagnéticas está bastante extendido en nuestra sociedad. Pero, ¿hay razones para ello? Según todas las evidencias científicas hasta la fecha, no. El aire de Canarias sigue tan limpio como siempre. Pero no hablamos de polución o de la calidad del aire, sino de las radiaciones electromagnéticas.

ondas electromagnéticas

Así lo afirma un reciente informe del Comité Científico Asesor en Radiofrecuencias y Salud, el CCARS, que se ha encargado de evaluar miles de trabajos sobre el impacto de la radiofrecuencia en la salud de las personas. Y es que la preocupación por las «radiaciones» procedentes de antenas y dispositivos de todo tipo ha hecho amplia mella en el interés de la población. Especialmente en Canarias, donde el territorio es limitado. El inherente principio de precaución que nos ha permitido sobrevivir como especie es el mismo responsable de los miedos e inseguridades que dirigen esta preocupación. ¿Pero tiene razón de ser? La evidencia científica no parece haber avalado nunca una verdadera razón para temer a las ondas electromagnéticas con las que convivimos diariamente.

[…]

Los límites son más que seguros

Para poder comprender mejor qué papel juegan en nuestra salud las ondas electromagnéticas hemos hablado con Miguel Angel García García-Tuñón, Secretario General del CCARS e investigador del Instituto de Cerámica y Vidrio del CSIC. «En el informe del Comité sólo se han tenido en cuenta los artículos científicamente relevantes sobre esta materia, que son entre 1.000 y 2.000 al año. No se han tenido en cuenta los informes cuya calidad científica no está garantizada», explica el experto. Con «científicamente relevantes, Miguel Angel se refiere a aquellos que pertenecen a una base de datos científica y cumplen una serie de requisitos. Por ejemplo, el haber sido evaluados por expertos en el campo. O que toda la información del experimento esté disponible para poder reproducirlo. También es importante poder comprobar y verificar que la metodología ha sido la adecuada. «Cualquiera puede publicar un trabajo alegando que es científico. Sin embargo, la comunidad científica tiene unos criterios muy claros y específicos», explica.[/vc_column_text][brando_alert_massage brando_alert_massage_premade_style=»alert-massage-style-1″ alert_massage_preview_image=»alert-massage-style-1″ brando_alert_massage_type=»success» brando_message_icon=»fa fa-coffee» brando_highlight_title=»Sigue leyéndolo» brando_subtitle=»en»][vc_column_text]

Ciencia Canaria

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Advanced LIGO detecta ondas gravitacionales por segunda vez en la historia

[vc_row][vc_column width=»1/1″][vc_column_text]Si pudiéramos viajar en el tiempo 1.400 millones de años atrás, seríamos testigos de un asombroso evento. La colisión de dos agujeros negros, de un tamaño entre catorce y ocho veces la masa de nuestro Sol, respectivamente, y que produjo la segunda señal de ondas gravitacionales detectada en la historia.

El pasado 26 de diciembre de 2015 a las 03:38:53 h UTC, el observatorio Advanced LIGO consiguió percibir de nuevo ondas gravitacionales. Dichas ondas se produjeron hace miles de millones de años tras un estruendoso fenómeno provocado por la fusión de los agujeros negros. De manera simultánea, el evento generó una cantidad de energía más o menos equivalente a la masa del Sol, que se transformó en ondas gravitacionales. Es decir, la colisión de dichos agujeros negros ocurrió de forma similar a lo que pasa cuando tiramos una piedra en un estanque: en el lugar donde cae la roca, se produce una pequeña perturbación, que puede ser fácilmente identificable al observar las ondas que se propagan por el agua.[/vc_column_text][brando_alert_massage brando_alert_massage_premade_style=»alert-massage-style-1″ alert_massage_preview_image=»alert-massage-style-1″ brando_alert_massage_type=»success» brando_message_icon=»fa fa-coffee» brando_highlight_title=»Sigue leyéndolo» brando_subtitle=»en»][vc_column_text]

Huffington Post

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Bienvenidos al lado oscuro de la biodiversidad

[vc_row][vc_column][vc_column_text]Biodiversidad. Qué palabra tan hermosa. Habla a la vez de naturaleza y diferencia, de algo brillante, vivo. Pero ¿y si le colocamos el adjetivo «oscuro» detrás? La palabra «biodiversidad oscura»¡no pasa fácilmente desapercibida. Y es que cualquier amante de la naturaleza encuentra este término inquietante y sugerente. Porque la biodiversidad oscura habla de las especies que podrían existir y no están. De lo que pudo ser. Y de lo que no será. Pero comencemos por el principio.

divulgación científica

¿Qué es la biodiversidad?

Lo mejor es empezar con un curso básico de biología. Hablamos de biodiversidad o diversidad biológica, cuando hacemos referencia a los distintos seres vivos que existen en nuestro planeta, a sus relaciones y a sus hábitats. Estamos hablando de biodiversidad cuando tratamos de describir la naturaleza, explicar cómo es una comunidad natural o incluso cuando hablamos de sus características genéticas. En general, biodiversidad es un término vago, general, definido así a propósito para poder trabajar cómodamente. Al fin y al cabo, la naturaleza es enorme y siempre podemos inventarnos después tecnicismos chulos más concretos.

Una de las definiciones más cómodas es la que tiene el DRAE: la biodiversidad es la «variedad de especies animales y vegetales en su medio ambiente» (aunque es excesivamente simplista al asumir que los organismos solo pueden ser animales o plantas). Por otro lado, los ecólogos se vuelven un poco más escrupulosos e incluyen las interacciones «durables» entre seres vivos y su entorno. Además es bastante común encontrar tres conceptos sobre la biodiversidad: aquél que se centra en el aspecto genético y su diversidad; el que habla de la composición de especies concretas y específicas; y el que hace referencia a la comunidad completa y su diversidad, lo que conforma la llamada «biosfera». Así que ya tenemos más o menos claro que la biodiversidad es una amalgama de conceptos que relacionan a los seres vivos y su presencia en un lugar concreto. Prosigamos.[/vc_column_text][brando_alert_massage brando_alert_massage_premade_style=»alert-massage-style-1″ alert_massage_preview_image=»alert-massage-style-1″ brando_alert_massage_type=»success» brando_message_icon=»fa fa-coffee» brando_highlight_title=»Sigue leyéndolo» brando_subtitle=»en»][vc_column_text]

Principia Magazine

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

El idiota equidistante (o, de la irresponsabilidad de los medios)

[vc_row][vc_column width=»1/1″][vc_column_text]Aunque tengo una lista considerable de artículos que terminar (unos 27 apuntados, creo), no he podido evitar despejarlo todo para hablar sobre un tema que me parece esencial. La equidistancia, palabra que me gustaría acuñar para definir una actitud muy irresponsable, poco ética y dañina por parte de los medios de comunicación. Una actitud que necesitamos denunciar para que no se repita más. En la era de la información, la desinformación es reina. Además creemos que lo más ético y justo es escuchar a todo el mundo por igual. Y esto es falso.

Vamos a ponernos en antecedentes, por si alguien todavía anda perdido. Hace unos días saltaba a los titulares una noticia espantosa: un niño de Olot se había contagiado de difteria, una enfermedad que se consideraba erradicada en España desde hacía 28 años. El pequeño de 6 años diagnosticado con difteria a estas alturas todavía anda ingresado con pronostico estable. Pero las secuelas que sufrirá, incluyendo la estigmatización de su familia y la merma de su salud serán considerables. Y todo porque sus padres, muy desinformadamente decidieron no vacunar a su hijo. La enfermedad, que había desaparecido virtualmente, se llevaba a miles de personas por delante hace poco más de 70 años. La razón de que no se hubiese dado ni un solo caso más de difteria desde 1986 u 87 se debe principalmente a la vacunación masiva que se realiza a los niños junto a la vacuna antitetánica y contra la tos ferina. Un solo caso de difteria, debido a nuestra situación de “limpieza” supone tener que revacunar, como medida preventiva, a los más de 150 contactos que tuvo el niño hasta que se identificó la enfermedad. Además, el propio niño se ha encontrado en estado muy grave. A estas alturas, los padres se han vacunado como refuerzo y han vacunado a su otro hijo por precaución.[/vc_column_text][brando_alert_massage brando_alert_massage_premade_style=»alert-massage-style-1″ alert_massage_preview_image=»alert-massage-style-1″ brando_alert_massage_type=»success» brando_message_icon=»fa fa-coffee» brando_highlight_title=»Sigue leyéndolo» brando_subtitle=»en»][vc_column_text]

Caramelos sabor ciencia

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Crónica en Frío: Desgranando Ciencia

[vc_row][vc_column width=»1/1″][vc_column_text]Para los que no pudísteis estar y para todos aquellos a los que os echamos de menos, hoy nos gustaría contaros de lo que vivimos el pasado fin de semana junto a los  los increíbles miembros de Granada y compañeros de Hablando de Ciencia. Por supuesto me refiero a Desgranando Ciencia. Si tenéis curiosidad, interés o simplemente unos minutos, aquí teneís todo el evento desgranado. Siento haberme dejado algunas cosas en el tintero y, por supuesto, lo siento aún más si se me ha olvidado alguien por el camino. Espero que entienda que ha sido un mero despiste. Por lo demás, espero que lo disfrutéis leyéndolo tanto como yo escribiéndolo.

[…]

Preparándonos para la fiesta

Tras tres horas de viaje desde de Murcia hasta el vetusto Reino de Granada, una parada en una venta con una porción de tortilla de patatas de tamaño revienta-a-un-mulo y una amena charla con Raúl, el cámara del documental «Granada: mil años de Ciencia» del que hablaremos después, al fin nos reunimos con el equipo en el Colegio C.U.M.E. Jorge Frías, nuestro anfitrión y amigo se detuvo a hacernos una increíble visita por el colegio en el que, puedo decirlo con seguridad, hubiera sido el niño más feliz del mundo. No me extraña en absoluto que Jorge siempre esté enseñándonos millones de proyectos y mil inventos ideados por sus alumnos. Tampoco me sorprendió en absoluto la implicación de los profesores, los cuales se encargan de que el C.U.M.E. siempre esté metido en el ajo como atestiguan los testimonios.

Desgranando Ciencia

Más tarde empezaríamos la fiesta. Me calzo las botas, el portaminas y la acreditación y nos dirigimos al Parque de las Ciencias de Granada donde nos esperaban el resto del increíble equipo junto con muchos de los voluntarios. Hay que tener valor, pienso, para venir un viernes en la tarde a montar los materiales de un montón de talleres por la cara. Pero allí estaban todos, los colaboradores, los voluntarios y los organizadores por igual, nerviosos y deseando empezar. No os voy a negar que uno de los mayores placeres de estas cosas es precisamente la desvirtualización de la gente que conoces por Twitter y blogs de ciencia.[/vc_column_text][brando_alert_massage brando_alert_massage_premade_style=»alert-massage-style-1″ alert_massage_preview_image=»alert-massage-style-1″ brando_alert_massage_type=»success» brando_message_icon=»fa fa-coffee» brando_highlight_title=»Sigue leyéndolo» brando_subtitle=»en»][vc_column_text]

Hablando de Ciencia

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]